18 de noviembre de 2011

7 maneras para tener una vida sin desorden


Artículo original: 7 Ways To Clutter-Proof Your Life (Michele Connolly)

1. Haga que la limpieza sea una parte de sus actividades diarias

No se puede pensar en la limpieza como una actividad separada a realizarse más tarde —es parte de sus actividades, y éstas no han terminado hasta que no haya realizado lo que sea necesario para restablecer el orden del espacio.

2. Conviértase en un LLEGA-SACA-dor

LLEGA-SACA-dor significa que si Una cosa llega - Una cosa sale.

Cada vez que algo nuevo llegue a su casa, una carro, una mochila, una estuche de libros, un portafolios, colección de zapatos o una vida - algo viejo sale.

Este es un concepto hermoso, que le permite disfrutar de forma contínua las cosas nuevas, pero sin aumentar el caos o el desorden de su vida. La cantidad neta de sus cosas no aumenta. Nunca más la entropía del desorden.



3. Deje de comprar como un pasatiempo
Compre lo que necesite, tenga lo que ama. Disfrute de las cosas hermosas, divertidas y útiles.

¡Pero!

Pero no busque cosas para comprar por distracción, sea inteligente. Haga una lista de las cosas que no debería comprar.

4. Ponga todo a prueba del test de amor/uso

Las cosas cuestan más que dinero. Cuestan tiempo y energía: comprar, almacenar, limpiar, arreglar, mirar, comprar cuando se pierden, crear un desorden mental, minar la paz mental.

Recuérdese a usted mismo que el verdadero costo de las cosas es como aplicar un filtro de realidad cuando mira a las cosas de su vida. Le ayudará a tomar decisiones rápidas e inteligentes sobre lo que debe conservar y lo que debe perder.
  1. Cuando desee comprar, recuerde que Cosas = Tiempo y Energía. Si no lo necesita o ama, no lo compre.
  2. Cuando esté decidiendo que guardar, recuerde que Cosas = Tiempo y Energía. En cualquier momento que descubra algo en su hogar que no necesita o ama, dónelo o descártelo.
Al aplicar este filtro parará de tolerar el desorden en su vida.

5. Tenga una "canasta de donación" para las cosas
De hecho, cada vez que descubra algo que no usa o ama en su casa, guardarropa, carro u oficina, simplemente envíelo a su canasta de donación.

Cuando esta canasta esté llena, empaque su contenido e inmediatamente colóquelo en su auto para llevarlo a un refugio o a un lugar de caridad. No lo deje en su casa, donde de manera accidental lo redescubrirá y decidirá donarlo a usted mismo.

Déjelo ir. Se sentirá bien al donarlo, y su hogar estará más organizado.

6. Fije un sitio de salida
Escoja un sitio conveniente, cerca de la puerta, para las cosas que necesita sacarlas de su casa —DVDs para devolver, libros de la biblioteca, el regalo para la fiesta del viernes, etc.

Si no tiene ese lugar, podría:
  • Colocar una mesa pequeña cerca de la puerta.
  • Despejar una estantería en un closet.
  • Liberar un cajón de la mesa del corredor.
Consiga el hábito de revisar este lugar cuando salga de su casa. "Recordará" las cosas con mayor frecuencia, sacará las cosas que desordenan fuera de la casa y se sentirá mucho más organizado.

7. Separe un tiempo corto para organizarse antes de ir a la cama
Gastar 10 minutos de prolijidad todas las noches le ayudará a parar la acumulación diaria de desorden.

Simplemente apunte a las áreas más problemáticas de la casa como parte de su rutina antes de ir a la cama. Carga la lavadora, ponga los juguetes en su lugar, cuelgue la ropa, use una aspiradora de mano para limpiar las migajas del día.

Se sentirá complacido cuando vaya a dormir, y tendrá una sonrisa al levantarse al siguiente día.


Related post