22 de agosto de 2011

Recomendaciones para mejorar el quemado de grasa


Artículo original: Get Past Your Sticking Point (Zen to Fitness)

Muchas personas consiguen empezar de manera adecuada una vida más saludable: se ejercitan y comen saludablemente —su metabolismo y cuerpo cambian favorablemente. La dificultad se presenta cuando el período de la luna de miel finaliza y el cuerpo se adapta y todavía existe un poco de exceso de peso. Para aquellos que desean obligar a su cuerpo a una pérdida de peso con ejercicio extremo o inanición este momento es frustrante. Una estrategia más sabia y de largo plazo es la paciencia y convencer al cuerpo en volverse más delgado de manera gradual. Existen tres cosas extremadamente útiles en esta situación:

1. Desintoxicación del hígado - El hígado es la clave tanto para el metabolismo de los carbohidratos como para el de las grasas. En primer lugar el hígado es el encargado de mantener la glucosa de la sangre dentro de un rango normal, porque es el que almacena la glucosa después de una comida y luego la libera para producir la glucosa de la sangre horas después de la comida (glycogenolisis). En términos de los mecanismos de grasa el hígado metaboliza toda clase de ácidos grasos para quemar grasa y proveer energía. Por esta razón es esencial mantener un hígado limpio y en buena salud no solo para producir energía sino para quemar grasa de manera efectiva.

La mejor manera para empezar a ayudar al hígado es empezar el día con jugo de un limón en agua caliente. Esto dispara las fases uno y dos: desintoxicación del hígado e inicio del sistema digestivo para el día —asegúrese de no usar agua hirviendo porque reducirá los efectos positivos del limón. Esto debería estimular el hígado de 12 a 24 horas por lo que una vez al día es suficiente.

El jugo de limón, específicamente el fitoquímico d-limonene, actúa como un tónico del hígado y ayuda a la digestión a través de la limpieza y desintoxicación de las rutas y ayuda a que el hígado produzca más bilis. — John Meadows

2. Almidón resistente - Es un tipo de fibra que se encuentra en ciertos alimentos que reconstruye las bacterias buenas del estómago y estimula la quema de grasa haciendo que nuestros cuerpos usen los carbohidratos como combustible durante el día y por lo tanto mejorando la oxidación lípida.

El almidón resistente aumenta significativamente la oxidación lípida post-prandial y por lo tanto podría disminuir la acumulación de grasa a largo plazo. — Fuente

En las personas que comen muy poco la simple adición de un medio guineo en la dieta puede a veces activar la pérdida de grasa y reducir el peso corporal en un par de semanas.

3. Sicología - Su actitud mental es importante, parece que nos frustramos más cuando tratamos de forzar algo para hacerlo realidad. Es más fácil decirlo que hacerlo pero todo lo que se necesita es un poco de paciencia e intuición cuando comemos y un programa de ejercicios sensible que se enfoque en realizar ejercicios que disfrute. Añada a esto el creer que algún día alcanzará sus metas y que tendrá un metabolismo fuerte que es eficiente en el quemado de la grasa y el manejo de toda clase de comida. La conexión mente-cuerpo es muy fuerte y creo que necesitamos un estado sicológico firme para alcanzar nuestras metas.

Related post